¡Este año es el año del gallo! Veamos como la pasaron nuestras au pairs en los distintos países

Recientemente, China ha celebrado la entrada del año nuevo. El año del Gallo Rojo del Fuego empezó el 28 de enero y las celebraciones duran hasta el 11 de febrero. Desde hace más de 4 milenios, se da la bienvenida a la primavera según el calendario lunar. Hoy entrevistamos a tres de nuestras au pairs para que nos cuenten como han vivido la experiencia del año nuevo chino en Londres y Washington DC, ciudades en las cuales el año nuevo chino es considerado una gran fiesta. ¿Nos acompañas a Chinatown?

Año nuevo chinoExperiencia en primera persona en Londres.

Desde Au pair First, hemos pedido ayuda a nuestras au pairs para que nos cuenten cómo lo vivieron y qué anécdotas guardan de ese día. Laura, au pair en Londres ciudad, pudo vivir el Chinese New Year en la capital británica. En su caso, a través de un evento en Facebook, se enteró de esta celebración. No dudó en curiosear alrededor de la zona de Chinatown, Trafalgar Square y Leicester Square. En Londres se organiza una cabalgata durante todo el día, y por la tarde empieza la festividad auténtica, enfocada al pueblo chino. Las calles se llenaron de dragones, luces rojas y doradas, osos pandas y demás elementos típicos. Los fuegos artificiales de la celebración se podían ver desde muchos puntos de Londres. No faltó la comida, todos los restaurantes estaban llenos y en toda la ciudad se respiraba un ambiente festivo.

Eli y Paula celebran el año nuevo chino en Estados Unidos.

Eli, nuestra au pair en Washington DC, también acudió a la fiesta china por excelencia. Tuvo lugar en Chinatown y en su caso, nos cuenta que había muchos petardos y fuegos artificiales. Había diferentes actividades para toda la familia, como caligrafía china y pinturas faciales. Se organiza una cabalgata con representaciones de la tradicional danza del dragón, demostraciones de Kung Fu y música en directo. A las 16:30h todos los asistentes se felicitaban el año nuevo.

Paula, nuestra otra au pair en Washington D.C nos cuenta que el pasado domingo 29 de enero se juntaron 13 au pairs (¡sí, trece!) en 7th Street, la calle de Chinatown donde se encuentra la icónica puerta de dicho barrio. Tras comer en un restaurante chino-japonés de la misma calle, se abrieron paso para ver el desfile tras las vallas.

En su caso, a través de un evento en Facebook, se enteró de esta celebración. No dudó en curiosear alrededor de la zona de Chinatown, Trafalgar Square y Leicester Square. En Londres se organiza una cabalgata durante todo el día, y por la tarde empieza la festividad auténtica, enfocada al pueblo chino. Las calles se llenaron de dragones, luces rojas y doradas, osos pandas y demás elementos típicos. Los fuegos artificiales de la celebración se podían ver desde muchos puntos de Londres. No faltó la comida, todos los restaurantes estaban llenos y en toda la ciudad se respiraba un ambiente festivo.

Primero desfilaron asociaciones en relación con la cultura china, tanto de Washington D.C como de diferentes lugares de los estados de Virginia y Maryland. Vieron muchos dragones de diferentes colores llevados por una sola persona y Paula nos cuenta que le recordaron a los cabezudos que tenemos en Cataluña. Hacia el final, un dragón largo y amarillo se alzaba por encima de sus cabezas y danzaba gracias a nueve personas.

Celebracion chinoUna vez terminado el desfile, una chica cantó el himno de Estados Unidos y después el chino. Les desearon un feliz año nuevo, tanto en inglés como en mandarín y distintas autoridades dieron discursos (esta vez, todas en inglés). A continuación, los diferentes dragones fueron bailando ante el escenario y antes de retirarse tomaban en sus bocas sobres rojos, que simbolizan el deseo de un buen año nuevo. ¡Y lo mejor aún estaba por llegar!

Durante algo más de 20 minutos, sin pausa, los dragones danzaron sobre una traca de petardos rojos. Paula nos explica que el ruido no era molesto, y que las bufandas y guantes que llevaban por el frío, fueron muy útiles para no aspirar el humo de tanto petardo; también seguían el ritmo de un gran tambor y un par de chicos iban practicando saltos y patadas de kung fu. En definitiva, ¡Una celebración preciosa e inolvidable!

¿Sois au pairs y habéis vivido esta experiencia? ¡No os cortéis y compartir con nosotros vuestra experiencia!

Happy New Chinese Year!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.